Paseo de la Castellana, Madrid clásico y moderno

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

El Paseo de la Castellana es una de las arterias más largas de Madrid, con sus más de 6 kilómetros de longitud. Continuación del eje formado por el Paseo del Prado y el Paseo de Recoletos, la Castellana vertebra la ciudad de norte a sur.

Desde su comienzo en la Plaza de Colón hasta su finalización en el nudo de carreteras donde nacen la de Colmenar Viejo y la de Burgos, en el Paseo de la Castellana encontramos palacetes (aun se conservan unos cuantos, construidos entre finales del XIX y principios del XX), rascacielos, museos, monumentos, centros comerciales, mucho tráfico de coches y personas y hasta un gran estadio de fútbol.

Según la historiadora María Isabel Gea, la Castellana se inició a construir en la primera mitad del siglo XIX con el nombre de paseo de las Delicias de la Princesa, en honor a la recién nacida Isabel II, y posteriormente recibió la denominación de Isabel II. Su nombre actual proviene de una fuente que había a la altura de la glorieta de Emilio Castelar, por lo que se le llamó paseo de la Fuente Castellana y, desde 1871, para abreviar, paseo de la Castellana.

Paseo de la Castellana
Glorieta de Emilio Castelar

Recorrer la Castellana de principio a fin puede convertirse en un paseo bastante largo, aunque interesante y enriquecedor. No obstante, existe la posibilidad de tomar un autobús para ir viendo el paisaje cómodamente. En los primeros números, cerca del Hard Rock Café, se puede tomar el 27, que llega hasta la plaza de Castilla, y desde ahí se puede seguir en el 147 si se quiere llegar hasta el complejo de las Cuatro Torres.

Qué ver en el Paseo de la Castellana

Arrancamos nuestro recorrido en la Plaza de Colón, donde encontramos la gran bandera de España que pasa por ser la más grande del mundo, los Jardines del Descubrimiento y la estatua de Colón en medio de la rotonda.

Paseo de la Castellana
Plaza de Colón

En el inicio del paseo, antes incluso del número 1, tenemos las famosas Torres de Colón, con su cúpula verde y su artilugio en la azotea en forma de enchufe Art Déco. Ya en el número 1 encontramos un palacete de finales de siglo XIX coronado por un reloj similar al de la Puerta del Sol, que algunos llaman edificio Credit Agricole y otros edificio Castellana 1.

En el número 3 del paseo está el Palacio del marqués de Villamejor, levantado en 1893, donde nació la madre de Juan Carlos I. Hoy es sede de la Secretaría de Estado para las Administraciones Públicas.

En la acera de enfrente, en el número 2, abre sus puertas el Hard Rock Café de Madrid, y un poco más adelante está la Iglesia Evangélica Alemana o Iglesia de la Paz, un templo poco conocido y ligeramente oculto tras los muros y las ramas de los árboles de su jardín. A su lado, el salón de té y tienda gourmet de Embassy.

Paseo de la Castellana
Palacio de Fontalba y Cubas

Los palacios del Paseo de la Castellana

Volviendo a los impares, en el número 5 está el palacio de Alcalá Galiano, construido en 1878, sede del Ministerio del Interior. Y en el número 17, frente al Hotel Villamagna, tenemos el palacio de los marqueses de Fontalba y Cubas, construido en 1912, que obtuvo un premio del Ayuntamiento a los edificios más destacados y que actualmente alberga la Fiscalía General del Estado.

Después viene el muro que contiene el jardín de la embajada de Alemania, con entrada por la calle Fortuny, y en la misma manzana un pequeño pero vistoso palacete que perteneció al marqués de Eliseda, ya en el número 27, donde se dice que se fundó en 1933 la Falange Española, hoy sede del Instituto de la Juventud.

Paseo de la Castellana
ABC Serrano

A la altura del 34 se levanta el centro comercial ABC Serrano, en un edificio de estilo neomudéjar construido en 1926 por Aníbal González. A su espalda el centro tiene salida por la calle Serrano en el edificio de 1899 de estilo neoplateresco diseñado por José López Salaberry. El conjunto fue sede del diario ABC desde su construcción hasta 1989.

Enfrente del anterior está el Palacio de Bermejillo, sobre el puente de Eduardo Dato que cruza el paseo de la Castellana, de 1916, que ha tenido varios usos en su historia y que hoy acoge la sede del Defensor del Pueblo. Si tomamos a la izquierda por Eduardo Dato llegamos en pocos minutos al Restaurante La Plaza de Chamberí, del que ya hemos hablado en esta guía.

Arte público en la Castellana

Debajo del puente de Eduardo Dato se abre el Museo Arte Público de Madrid, antes llamado Museo de Escultura al Aire Libre de la Castellana, donde los paseantes pueden admirar sus 17 esculturas de artistas contemporáneos como Chillida, Miró, Sempere, Subirachs o Torner sin pagar ninguna entrada ni someterse a ningún horario.

Paseo de la Castellana
Palacio de Eduardo Adcoh

El palacio de Eduardo Adcoh es el llamativo edificio del número 37, levantado por José López Salaberry en 1906, que en la actualidad alberga la Fundación Rafael del Pino. Lo siguiente que se encuentra el caminante es la glorieta de Emilio Castelar, donde se levanta el monumento al político y escritor que fuera presidente de la Primera República española entre 1873 y 1874.

Si tomamos desde la glorieta a la izquierda por el paseo del General Martínez Campos, llegaremos en un minuto al Museo Sorolla, que conserva y exhibe una colección de cuadros de Joaquín Sorolla, el pintor de la luz mediterránea, así como otros objetos coleccionados por el artista, en la casa palacio en la que vivió con su familia.

Retomando el paseo de la Castellana enseguida llegamos a la plaza del Doctor Marañón, cuyo centro preside una estatua ecuestre del marqués del Duero. En esta misma plaza tienen su sitio dos de los hoteles con más prestigio de la capital, el Intercontinental y el Miguel Ángel.

Monumentos en la Castellana

La siguiente plaza que encontramos es la de San Juan de la Cruz, con una gran fuente en medio ordenando el tráfico que consta de un gran chorro central de agua rodeado de numerosos chorros periféricos. Junto a la fuente descansa la escultura La Mano, de Fernando Botero, propiedad de la Fundación Telefónica que la cede al Ayuntamiento. Y a la derecha, sobre una elevación del terreno, está el Museo de Ciencias Naturales, que ocupa el Palacio de las Artes y la Industria de finales del siglo XIX.

Paseo de la Castellana
Monumento a la Constitución de 1978

En el jardín existente entre el paseo de la Castellana y el Museo está el monumento dedicado a Isabel la Católica, un conjunto escultórico de 1883 rodeado de un pequeño estanque que representa a la reina sobre un caballo acompañada de un militar y un religioso. En el mismo jardín vemos el monumento a la Constitución de 1978, obra del arquitecto Miguel Ángel Ruiz Larrea, un gran cubo de mármol con escaleras en los cuatro lados.

Si continuamos por la acera izquierda nos damos con el monumento a Indalecio Prieto, ministro de la República durante la Guerra Civil. La escultura se cobija en el muro de los Nuevos Ministerios, proyecto impulsado por el propio Prieto en 1933 y terminado en 1942, que actualmente alberga los ministerios de Fomento y de Empleo y Seguridad Social.

Paseo de la Castellana
Torre Picasso

Un poco más delante, en la misma acera de los impares, está AZCA, una gran manzana comercial y de oficinas inaugurada en los años 60 donde encontramos las conocidas Torre Picasso y Torre Europa, la Torre Titania que se levantó sobre las ruinas del incendiado edificio Windsor, la Torre del BBVA y la Torre Mahou, una de las sucursales más grandes de El Corte Inglés, el centro comercial Moda Shopping, un buen puñado de restaurantes y otros establecimientos como el conocido Bingo Canoe.

La parte moderna del Paseo de la Castellana

Lo siguiente que encontramos cuando cruzamos la avenida del General Perón es el Palacio de Congresos, inaugurado en 1970, en cuya fachada se exhibe un gran mural diseñado por Joan Miró. En la plaza que se forma a su entrada, si te fijas bien, puedes ver una escultura de Ghandi. Enfrente del palacio, cruzando el paseo de la Castellana, se levanta el estadio Santiago Bernabéu, del Real Madrid, permanentemente visitado por turistas de todas las nacionalidades.

Si seguimos subiendo el paseo llegaremos a la plaza de Cuzco, donde está la sede del ministerio de Industria y el Hotel AC Cuzco. Un poco más delante, si giramos a la derecha por la calle Juan Hurtado de Mendoza podremos comer en Alfredo’s Barbacoa, donde muchos dicen que se sirve la mejor hamburguesa de Madrid.

Paseo de la Castellana
Depósito de aguas del Canal

En el número 200 se ha abierto recientemente el Centro Comercial Castellana 200, un gran y moderno complejo con todo tipo de comercios, y en la siguiente manzana tenemos el Centro de Exposiciones Arte Canal, donde se programan algunas de las exposiciones más destacadas de Madrid. Aquí se conserva un depósito de aguas muy característico de esta zona.

Estamos ya en la Plaza de Castilla, en la parte más alta del paseo de la Castellana. Enfrente del depósito se levantan los edificios poco estéticos de los Juzgados, que tantas veces aparecen en los telediarios. En el lado sur de la plaza de Castilla está el monumento a Calvo Sotelo, de 1960, dedicado al político que murió asesinado poco antes del comienzo de la Guerra Civil.

Paseo de la Castellana
Columna de Calatrava entre las Torres Kio

En medio de la plaza se yergue la Columna de Calatrava, un cilindro dorado de 93 metros de altura inaugurado en 2009 que fue un regalo de la entonces Caja Madrid a la ciudad. También se le ha llamado Obelisco de la Caja y Obelisco de Calatrava, por el arquitecto que lo diseñó.

En el lado norte de la plaza están las Torres Kio, esos dos rascacielos inclinados que ya venimos viendo desde hace rato según subimos la Castellana. El nombre oficial del par de torres es Puerta de Europa y sus edificios simétricos miden 114 metros y presentan una inclinación de 15 grados respecto a la vertical.

El final del Paseo de la Castellana

Desde la plaza de Castilla se ven los rascacielos más altos de España, que se encuentran al final del paseo de la Castellana. El complejo se llama Cuatro Torres Business Area y conforma un parque empresarial construido sobre los terrenos de la antigua Ciudad Deportiva del Real Madrid. Las dos torres más altas, con unos 250 metros de altura, son la llamada Torre Cepsa (45 plantas) y la Torre de Cristal (52 plantas). Las otras son Torre PWC (58 plantas) y Torre Espacio (57 plantas), con una altura en torno a los 230 metros.

Paseo de la Castellana
Complejo de las Cuatro Torres

Y aquí, en el hospital de La Paz que está junto a los rascacielos, finaliza el paseo de la Castellana. No sería extraño que en tu caminata, además de lo señalado, encontrases otros edificios o monumentos de interés que completen aun más el recorrido.

Si quieres alojarte en el paseo de la Castellana tienes el Petit Palace President Castellana al principio, el Hotel AC Cuzco en la zona intermedia, y el Eurostars Madrid Tower al final, en uno de los cuatro rascacielos. Si quieres ver más opciones de alojamientos bien ubicados consulta la guía Hoteles en Madrid centro.

En este mapa se señalan algunas de las principales atracciones del Paseo de la Castellana que acabamos de ver.

 

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Ebook_Mirador_Madrid

UN REGALO DE BIENVENIDA

Suscríbete y accede totalmente GRATIS a:

  • Mi ebook: "37 planes únicos que te enamorarán de Madrid."
  • Guías, Mapas y otros materiales que te resultarán útiles.
  • Recibe los nuevos contenidos sobre Madrid en tu email.
Booking.com